13 de enero, 2020 Artículos comentarios Bookmark and Share
< Volver

Las soluciones de movilidad y accesibilidad de Erreka hacen más agradables los momentos cotidianos.

Ya se trate de una residencia de personas mayores, de un hospital, de un centro sociosanitario o incluso de una vivienda privada, cuando se trata de ayudar a personas con poca movilidad se multiplican las transferencias: cama-silla, cama-inodoro, cama-aseo, silla-inodoro, etc. Estas trasferencias continuas para personas usuarias en silla de ruedas o con poca movilidad precisan soluciones distintas.

El apoyo técnico resulta fundamental para optimizar el trabajo en el ámbito de la atención. También contribuye a empoderar a las personas. Pero además, utilizar los productos de apoyo adecuados a la hora de la asistencia es de vital importancia para disminuir el riesgo de lesiones en el personal auxiliar. Las grúas Erreka  facilitan las transferencias de las personas con dependencia o gran discapacidad. Y hacer las cosas mejor y de manera más sostenible proporciona confort a quienes cuidamos. Y se nota.

En Erreka se dedican a la implementación de grúas de techo, productos de apoyo que simplifican muchísimo tareas tan esenciales como los traslados de la cama al inodoro o la ducha. La grúa de techo lleva a la persona residente hasta el baño, con el arnés adecuado y con las puertas del baño compatibles con la grúa; el control domótico puede realizarse desde de una táblet, desde un móvil o de múltiples maneras.

Porque hoy, hospitales y residencias de mayores quieren potenciar al máximo la calidad asistencial de sus pacientes y personas usuarias. Y con ayuda de la tecnología es más fácil. Ya no es ciencia ficción. Acostar y levantar de forma segura a las personas con problemas de movilidad puede hacerse en muchos centros gracias a las grúas de techo de Erreka. De este modo, personal y residentes ganan en ergonomía, tiempo y calidad de vida.

Valores Erreka

La sociedad cooperativa Erreka es una compañía integrada en el Grupo Mondragón. El eslogan de la corporación, ‘Humanity at work Mondragon’, habla del sentido humano de su trabajo. Concretamente, y desde 1961, Erreka traza una sólida trayectoria en el diseño, producción e instalación de grúas de techo.
Compromiso, una orientación hacia objetivos, una orientación al cliente, voluntad de cambio, confianza, cooperación y trabajo en equipo son los valores de Erreka. Por eso trabajan:  

  • identificado áreas de mejora y proponiendo soluciones realistas;
  • tratando por todos los medios de cumplir los objetivos marcados;
  • convirtiendo las necesidades en oportunidades de mejora;
  • promoviendo cambios siempre con voluntad de crecimiento;
  • desde el respeto;
  • de forma abierta;
  • mediante el trabajo en equipo y colaborativo desde distintas áreas.

Las transferencias, un reto de primera magnitud

Mucha gente requiere a lo largo de su vida ayuda para tareas cotidianas como levantarse, ir al inodoro o ducharse porque no se pueden poner de pie por si solos.

Aunque hay diferentes técnicas para levantar a una persona con problemas de movilidad, al realizar la acción su asistente es el punto de apoyo principal. Levantar a los residentes de la cama, cada mañana, (cuando la persona carece de suficiente capacidad para apoyar los pies y mantenerse semilevantada) en las residencias y realizar las tareas de higiene es una  labor que demanda mucho esfuerzo.

¿Cómo se pueden realizar estas tareas de forma más llevadera? Las soluciones de Erreka, sus grúas de techo y arneses, hacen sostenibles las transferencias. Las grúas de techo son un gran apoyo para trasladar a una persona de la cama a la ducha o al inodoro, por ejemplo. En el baño, la solución más cómoda, sin necesidad de mamparas ni cortinas de ducha, es el plato de ducha con doble zona de recogida de agua Areka. Son detalles que suman, ideas prácticas que hacen más agradables esos momentos cotidianos y que mejoran la calidad de vida y las relaciones humanas.

Prevención de lesiones

Auxiliares de clínica, gerocultores, personal de enfermería y celadores se hallan entre los primeros grupos profesionales con respecto a la incidencia de lesiones de espalda y bajas laborales. Se enfrentan a un trabajo muy exigente. Quienes trabajan prestando cuidados sanitarios y asistenciales presentan una alta prevalencia de lesiones musculoesqueléticas (sobre todo lumbalgias y dolores de espalda), debido a ejercicios físicos potencialmente lesivos, como transferencias, cambios posturales, aseo y manejo en general de pacientes en elevada situación de dependencia.  

Numerosos estudios científicos señalan al colectivo de la atención en residencias como uno de los más expuestos a cargas físicas. Cargas corporales a las que se suma una gran presión psicológica relacionada con el cuidado de personas en el final de la vida. Con la consecuente pérdida de calidad de vida para estos profesionales y para las personas que atienden.

Cada movilización requiere de un equipamiento y de un protocolo de uso para garantizar eficacia y seguridad. La prevención de las lesiones musculoesqueléticas en el ámbito laboral es uno de los grandes retos.

Más tiempo y energía para otras tareas

Hay distintas posibilidades a la hora de efectuar trasferencias. Pero es importante recordar que, por la tracción, podemos hacer daño a la persona encamada y que, debido al peso, frecuencia y dificultad de la maniobra, además podríamos lesionarnos.

La solución a este problema pasa por la formación del personal y por una prevención de los riesgos laborales que implica un acercamiento a la ergonomía que minimice el riesgo de sufrir lesiones musculoesqueléticas. Las grúas de techo ofrecen una prevención práctica y activa.

Desde Erreka proporcionan soluciones específicas con el fin de aumentar el bienestar del personal y mejorar su interacción con las personas residentes; de reducir las bajas laborales y las lesiones musculoesqueléticas. La instalación de sus grúas de techo incide en los niveles de seguridad y salud. Su uso suprime la tensión de la espalda durante el proceso de acomodación y traslado de la persona residente. La utilización de estas ayudas técnicas conlleva una reducción del esfuerzo físico y psíquico para el personal, con la consiguiente eliminación de situaciones lesivas. Numerosos estudios y la propia experiencia de Erreka avalan este hecho.

Estudios sobre tiempos y riesgo postural en transferencias

Hay un estudio que es interesante reseñar de pronta publicación, y es el que han realizado la consultoría de gestión LKS (Corporación Mondragón), el Hospital Aita Menni y Erreka en dos de las residencias que gestiona (Residencia Txurdinagabarri, en Bilbao, y Residencia Joxe Miel Barandiaran, de Durango). El trabajo define los tiempos de operación y el riesgo postural en transferencias con la utilización de grúas de techo y diferentes grúas de suelo en función del perfil de la persona usuaria o residente.

El resultado es un documento técnico comparativo entre los dos sistemas de transferencia. El objeto de la comparación de estos tres tipos de grúa: grúa de techo Adom/Erreka (GT) versus grúa tipo pañuelo o saco (cigüeña) (GS) y versus grúa bipedestadora (GB), tiene como objetivo mejorar la productividad de los profesionales auxiliares de clínica (gerocultores), minimizar los riesgos ergonómicos de los profesionales, optimizar la planificación de los recursos y adecuar las instalaciones con los medios técnicos más seguros y eficientes según la persona usuaria y el tipo de transferencia. La muestra contempló varios tipos de personas usuarias, según sus necesidades de ayuda (uno o dos auxiliares) debido a su movilidad y capacidad de comunicación.

Las trasferencias analizadas fueron las realizadas en habitación (TA): cama-inodoro-ducha-cama-silla y en salón común (TB): sillón-silla de ruedas-inodoro-silla de ruedas-sillón. Se efectuaron 64 mediciones por cada residencia. Es decir, 128 mediciones. En el estudio, de pronta publicación, se ve que la grúa de techo destaca como la mejor solución en el ámbito de habitación con baño. Cuando gericultores y personas mayores o dependientes conocen de primera mano las grúas de techo de Erreka su valoración sobre su uso se torna muy favorable.

Gracias a su experiencia, desde Erreka extraen algunas conclusiones que tienen que ver con el espacio y el diseño de las instalaciones. Ni que decir tiene que el diseño y las dimensiones de la habitación condicionan los tiempos de transferencia, con todo tipo de grúas.  Por regla general, a menor tamaño de habitación, mayor dificultad de manejo con grúas de suelo. A mayor tamaño de habitación, mayor tiempo de transferencia en grúas de techo según donde descanse la grúa (zona de carga).

La utilización de todo tipo de grúas requiere de un aprendizaje. Tras el periodo de formación del personal, las opiniones tanto de auxiliares como de las personas usuarias son muy positivas. Destacan como puntos a favor que no ocupan sitio, que el arnés es muy cómodo y deslizante, que no hay balanceo en los desplazamientos de personas muy voluminosas y que las personas usuarias “están encantadas”.

Diferentes configuraciones para habitaciones dobles y sencillas

Habitaciones de hospitales y residencias, pero también otros muchos lugares albergan soluciones Erreka, porque quieren acabar con las barreras que las personas se encuentran en su día a día; su lema es alcanzar el 100% de accesibilidad. Aquí puede apreciarse esta gran sala para fisioterapia y descanso, en la que muchas personas ruedan en sus sillas de ruedas. Le llaman la sala de posturales. Con las grúas de techo Erreka todas las personas pueden pasar mejor y de forma más segura desde la silla a las colchonetas.

En la foto vemos una habitación de hospital, en la que destaca, además de la grúa, el rail en H. Como siempre, en todos sus proyectos, Erreka trata de buscar el camino más corto entre la cama, el inodoro y la ducha. De esta forma queda todo unido y conectado, para que tareas como vestir y des­vestir, ayudar a las necesidades intimas y la higiene sean más fáciles para todos.

Por su experiencia y a la vista de este estudio, en Erreka hacen estas recomendaciones:

  • En nuevas construcciones o renovaciones se recomienda tener en línea cama y baño.
  • En las salas: para grúa de techo: acceso directo hasta el inodoro para eliminar grúa del inodoro y definir zonas intermedias de reposo de la grúa.
  • En los baños: buena distribución que permita el uso de la grúa en línea recta o curva sin intersecciones de railes (evitando rotondas).

Por último, queremos aprovechar este espacio ara dar las gracias a los centros que han confiado en Erreka en su búsqueda de soluciones de autonomía y accesibilidad.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus