29 de marzo, 2021 Novedades comentarios Bookmark and Share
< Volver

Este producto de Moheda Group permite a los técnicos de limpieza no entrar en contacto en ningún momento con prendas contaminadas; hasta que se han higienizado completamente.

Moheda Group ha diseñado un producto único para sumar en la lucha contra la COVID-19. En los peores momentos de la pandemia, su equipo de ingenieros creó un modelo de bolsas para lavadora que han resultado ser la mejor opción para manejar, transportar y lavar prendas de los enfermos. ¿Por qué? Las prendas y el textil contaminado se introduce en estas bolsas que, cerradas, se introducen en la lavadora. Al ser hidrosolubles, al contacto con el agua se deshacen y permiten un lavado completo, tras haber evitado el contacto del personal de hospitales y residencias con posibles virus, bacterias y hongos.

"Se descomponen en cuestión de segundos, liberando el contenido, sin dejar residuos ni microplásticos. Son ideales para los espacios en los que se concentran muchos enfermos del COVID” explica, Jesús Daza, CEO de la empresa Moheda y creador de las bolsas Cassiari, quien ha añadido que “hasta la fecha ya se han utilizado 7.000.000 bolsas hidrosolubles en más de 2.000 centros de toda la península, y aunque no es posible medir el número de vidas que han podido salvar, queremos pensar que hemos contribuido muy positivamente a la seguridad en centros tan críticos para los rebrotes”.

“El compromiso en la lucha contra el coronavirus corresponde a toda la sociedad, pero también a la capacidad de innovación de las empresas, que deben trabajar por ofrecer soluciones y productos seguros, para que entre todos podamos salir adelante”. En este sentido, las bolsas hidrosolubles van más allá del compromiso social, ya que además de descomponerse al 100 % en contacto con el agua, están fabricadas en su totalidad a partir de materiales biodegradables (polivinilo de alcohol).

¿Cómo es su uso en los hospitales y residencias?

El equipo técnico de limpieza debe introducir la bolsa en el cubo de la ropa sucia con las manos secas. La primera prenda que se debe introducir en la bolsa deberá estar, a su vez, seca, y dejarla caer al fondo de la bolsa para protegerla de prendas más húmedas. Nunca se colocarán prendas excesivamente húmedas, y cuando la bolsa esté casi llena, se debe sacar con cuidado, expulsando todo el aire que sea posible al cerrar la bolsa, así como atarla con la cinta soluble (nunca con un nudo directamente a la bolsa), evitando el contacto con las prendas. Tras ello, se transporta e introduce en la lavadora con un programa de lavado a partir de 45º. El agua debe remolinarse alrededor de la ropa en la bolsa durante al menos 40 segundos antes de que se inyecten las químicas del lavado (detergente, suavizantes, etc.).  Cuando ya han pasado los 40 segundos, la bolsa se abrirá y comenzará a desintegrarse liberando el contenido. El tiempo mínimo de lavado para la total higiene de las prendas y disolución de las bolsas es de 15 minutos.

El resultado es un lavado seguro, sin riesgos y tan fácil que solo se tiene que retirar la bolsa al término del proceso de limpieza. "Nuestro compromiso es la sostenibilidad, haciendo un menor uso de materias primas, apostando por productos y procesos respetuosos con el medio ambiente, así como por los recursos locales", matiza Daza. La empresa, ubicada en Madrid, es una de las pocas del mundo que fabrica y distribuye film y bolsas que se disuelven completamente en el agua.

Comprometidos desde el principio de la pandemia

En los peores momentos de la pandemia, Moheda Group fue de las primeras organizaciones en donar material a múltiples centros hospitalarios, entres los que destaca el Hospital de IFEMA. La organización donó más de cuatro mil kilos de material para la creación de batas para sanitarios y otros productos de droguería y limpieza.

Del mismo modo, ha sido la primera empresa en donar a Mensajeros de la Paz antes de la campaña de Navidad con más de dos mil kilos de alimentos y productos de droguería. “Además de ofrecer productos que ayudan a luchar contra la COVID-19, como nuestras bolsas hidrosolubles, somos conscientes de la grave situación que atraviesa nuestro país, y por ello estamos comprometidos con los que más nos necesitan: los profesionales sanitarios y, por supuesto, las personas que atraviesan una mala situación económica por culpa de la pandemia”, concreta su director de Operaciones.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus